lunes, 2 de diciembre de 2002

Enseñanzas dun galego

Fragmento de una entrevista realizada en el Hogar Gallego para Ancianos a don Ulpiano Guillermo Rodriguez Martínez nacido en Salceda de Caselas, Pontevedra.

O Muxo: - Ulpiano, me dijeron que también usted colabora en la... en la huerta, en el trabajo de aquí ¿que hace? 
Don Ulpiano: - Soy el quintero... soy el quintero... 
O Muxo: - Pero... 
Don Ulpiano: -Sabe lo que pasa yo trabajo mucho, mucho, mucho, entonces a veces estoy ...son las diez y media, once... tengo unos dolores de cintura, me ... de tanto puntear, sembrar, agacharse, poner... 
O Muxo: -Perdón, perdón, le duele la cintura de puntear la tierra; dijimos ¿ no ? que tiene 93 años , ¡93 años!
¿Sabe cuántos ranchos y cuántas casas humildes vi hoy hasta que llegué a Domselar a lo largo de la ruta? Y absolutamente en ninguna vi un metro de tierra trabajada, ¡ en ninguna vi un metro de tierra trabajada ! Y este gallego con 93 años me dice que a veces le duele la cintura de andar paleando la tierra... 
Don Ulpiano: -Ahora, ahora hay doscientas plantas de tomate que ya estan con flor ¡ las planté yo ! Ahora hay que poner los palos... 
Don Ulpiano: -Acá lo que más tiene valor es el tiempo y no se aprovecha. Yo, para mi el tiempo vale mucho, vale más que la plata, más que todo. En la Argentina el tiempo no vale nada; así estamos... 
O Muxo: -Una lección de un gallego de 93 años. Ulpiano, muchísimas gracias y nos vamos a seguir viendo en esta fiesta del Hogar Gallego para Ancianos... 

No hay comentarios:

Publicar un comentario